Espero que con los tres artículos anteriores que llevamos publicados sobre este tema ya comprendamos más o menos el funcionamiento de los flujos financieros y cómo se aceleran, frenan o vacían cuando REC y SC lo desean. Lo que aún no hemos explicado es la razón de que estén instalando nodos blockchain a nivel mental y etérico.

¿Por qué se usa la tecnología blockchain para asegurar el suministro energético de REC?

Los que hayáis leído algo sobre criptoeconomía, sabréis que cuando se encapsulan las transacciones en una blockchain “física” (aunque en realidad es “virtual”, pues el software forma parte del plano 1.3 y solo la parte electrónica y mecánica de los servidores donde estos programas corren forman parte del plano 1.1), quedan todas ellas compactadas en un bloque de datos, y este bloque se mantiene permanentemente dentro de la red e inalterado. Es algo así como coger varios ficheros de datos y comprimirlos en un fichero ZIP o RAR, encriptándolo, de forma que no se pueda alterar, con la diferencia de que lo que va en un bloque blockchain son transacciones económicas, en este caso.

Esta es una de sus principales cualidades y fortalezas, pues es muy difícil a nivel “humano” (y recalco “humano” porque REC y SC sí que pueden) alterar el contenido de la cadena de bloques, y, por lo tanto, siempre queda un registro fijo de toda transacción económica o de datos (las blockchain se usan para más cosas que para las criptomonedas) que se haya registrado sobre ella.

Una vez el bloque de transacciones económicas con las criptomonedas ha sido “minado” y todos los nodos han hecho ya una copia del mismo, de manera que se incorpora a la cadena de bloques para “siempre”, la tecnología de REC copia este mismo bloque desde la blockchain Bitcoin o Ethereum o cualquier otra, a su contrapartida etérica y mental, insertándolo en la tubería macro etérica y en la tubería macro mental que ya hemos explicado.

Con ello, se consigue que, en vez de hacer circular la energía de una transacción individual que va en forma de “fluido energético” (como un pago con tarjeta bancaria o una transferencia de dinero “normal”), lo que se hace circular por la tubería es el bloque que agrupa a todas las transacciones codificadas en el mismo, que es compacto, y, por lo tanto, puede hacerse circular millones de veces por las tuberías sin que pierda energía. De esta manera, se puede generar millones de veces la misma energía cinética por movimiento de un bloque de transacciones encriptado e inalterado que antes generaba una sola transacción única y “abierta”.



Es decir, ahora, si hacemos un pago por cualquier sistema “tradicional”, este entra en las tuberías físicas, etéricas y mentales, circula por ellas y, tarde o temprano, la energía de esa transacción se termina diluyendo, pues se usa para convertirla en energía que el sistema asimoss pueda usar y se “gasta”. Sin embargo, si compactas las transacciones en bloques que no se puedan alterar, y los haces pasar miles o millones de veces por las tuberías, estos paquetes no se “gastan”, sino que siguen circulando sin parar, porque tanto a nivel físico como etérico como mental no se han borrado, ni se han eliminado, y están compactados y encriptados, de manera que no hay forma de entrar en ellos o diluirlos o desactivarlos.

Así, de esta forma, asimoss tiene millones de veces más “combustible” para hacer girar las turbinas de conversión energética hacia sus redes de distribución e infraestructura que cuando las transacciones son individuales y no están “fijadas” a un bloque, pues solo se pueden hacer pasar una vez por la tubería antes de que su energía sea convertida y usada.

Por este motivo, con incluso menos transacciones económicas, pero todas bajo tecnología blockchain, asimoss y resto de razas tendrán muchísima más energía porque harán circular todos los bloques continuamente sin parar haciéndolos crecer en tamaño cada vez que se “encadenen” entre ellos, formando un sistema más robusto y duradero y más eficiente a nivel de generación energética para ellos, y, por eso, hemos pedido que se desmonte todo con la petición del artículo anterior para evitar que tengan más poder y energía del que ya de por si tienen, que es mucho.

¿Por qué obtienen energía del movimiento de la economía?

Para completar el apartado diremos que, simplemente, no se puede obtener energía de fuentes “estáticas”, así que cuando asimoss se enchufan por ejemplo al núcleo etérico del planeta para usarlo como pila, tienen que extraer su energía y hacerla pasar por sus propias turbinas y sistemas de reconversión para que les sea útil, lo cual es muy laborioso para ellos. Es un poco la misma razón por la que nosotros no podemos obtener directamente energía de un lago, pero si de un rio fluyendo, o no podemos extraer energía del viento si este no sopla.

Por esta razón, la economía es una energía perfecta para REC porque siempre está en movimiento, siempre hay flujos financieros circulando y hacen todo lo posible, como hemos visto, para que nunca dejen de hacerlo.

¿Por qué el flujo del dinero para el control de la sociedad?

Ahora con la parte técnica explicada, volvamos a plantearnos esta pregunta: ¿Por qué se usa la energía de la economía y del dinero?

Se usa porque sirve para cumplir dos funciones simultáneamente: controlar a la humanidad y proporcionar recursos energéticos a REC. La segunda parte ya la hemos visto, vamos con la primera.

De la misma manera que los sistemas de creencias y las religiones han sido usados para bloquear el potencial del ser humano y hacerle creer que su suerte, destino y realidad siempre dependía de fuerzas externas sobre las que no tenía ningún control, algo parecido pasa con los conceptos de abundancia, riqueza, y la contrapartida de escasez, falta de recursos y limitación en los elementos físicos que hacen que la vida de una persona pueda ser pletórica o completamente miserable.

El concepto de la abundancia nace como parte de la “Creación”, donde todos los seres conscientes que existen en ella tienen todo lo que necesitan para poder ser felices y poder llevar a cabo sus propósitos evolutivos. Por lo tanto, no existe el concepto de escasez o de falta de recursos en ningún plano por encima del plano mental del universo, de nuestra galaxia, sistema solar y finalmente del planeta. ¿Qué significa esto? Significa que no hay ninguna forma de vida por encima del plano mental que conozca lo que significa “no tener algo”, “faltarle recursos”, “no poder conseguir algo” o “escasez de algo”.

Pero, si esto es así, ¿por qué entonces en los sistemas y planos más “materiales”, desde el mental al etérico y al físico sí que existe este concepto?

Por manipulación, y por muchos procesos que se han ido dando a lo largo de la historia de las civilizaciones y razas que han existido y existen por todo el universo, donde, en sus propios procesos evolutivos, se ha producido la implementación del concepto de escasez y de falta de recursos como forma de detonar y catalizar procesos evolutivos para esas razas, grupos o sociedades.

Al no tener “algo”, muchos seres, grupos y especies conscientes a lo largo del universo se han esforzado por desarrollar las capacidades, cualidades y potenciales que les permitían obtener o conseguir aquello que necesitaban, con lo que esta “falta de” se implementaba como lección “positiva” por los logos solares y planetarios de los diferentes sistemas donde estos grupos existen y evolucionan.

Pero la “falta de” en el sentido en el que lo estamos explicando, y cuando se usa como catalizador para un bien mayor de toda una especie, no es exactamente lo mismo que está siendo usado en la Tierra y con nuestra especie para ayudarnos a crecer, sino, como siempre, para todo lo contrario.

La implementación de los arquetipos de escasez y de falta de recursos como fórmula principal de proyección de la realidad común en la psique colectiva desde los albores de nuestra creación, han proporcionado el entramado y sustrato energético para crear una sociedad donde siempre nos falta de todo, no tenemos recursos para salir adelante, falta dinero y otras formas económicas para que una gran parte de la población pueda sobrevivir y sacar sus vidas adelante, faltan elementos que nos doten de una seguridad material estable, falta siempre aquello que nos es más necesario para poder respirar tranquilos y dedicarnos a cosas que vayan más allá de simples contextos de supervivencia física y material, etc.

Y es que la historia y origen de esta situación es compleja. Pero es necesario conocerla.

Cuando una sociedad rebosa abundancia en todos los sentidos, no solo en el sentido monetario que conocemos, esa sociedad tiene los recursos para salir adelante y para poder avanzar y crecer a un ritmo muy rápido. Si no se quiere que sea así, tienes que cortarle todos los accesos a esos recursos. Pero, si el mundo y la realidad es una pura proyección holocuántica y el arquetipo de la abundancia está presente por doquier, pues es una energía que puede condensarse desde el plano mental al etérico y desde el etérico manifestarse en el físico en la forma de recursos tangibles para aquello que necesitemos, entonces, ¿cómo haces para que el mundo en el que vives sea un mundo de escasez y no un mundo donde todos tienen todo lo que necesitan?

Debes hacer que las personas, ellas mismas, de nuevo, proyecten ese mundo de escasez como parte de su sistema de vida y como sustrato de la realidad común y consensuada que emiten. Por lo tanto, al igual que poseemos un arquetipo religioso que conecta con los sistemas de creencias del inconsciente colectivo y que nos hace creer subconscientemente que hay fuerzas externas a nosotros que dirigen nuestras vidas, también hay un arquetipo de la abundancia y otro de escasez que gestiona e imbuye en nuestra mente subconsciente y preconsciente, así como en sus capas correspondientes del cuerpo mental, los programas de carencias y de falta de recursos que, entonces, pasamos a emitir conjuntamente todos los seres humanos con mayor o menor intensidad, de manera que, en la proyección global holocuántica del inconsciente colectivo, se forme, de forma macro, un “holograma cuántico” de “falta de todo”, que se tiene que compensar de muchas maneras a nivel individual, y con ayuda de nuestros guías y Yo Superior, para que podamos salir adelante.

Combinando y conectando arquetipos para poder tener todo controlado

Entonces, ¿cuál es la forma de “salir adelante” en nuestra sociedad? La manera de hacerlo es esforzándote por algo, poniendo todo tu empeño en conseguir aquello que necesitas, y, si todo el mundo necesita dinero para poder vivir y cubrir sus necesidades, consciente o inconscientemente toda la humanidad estamos continuamente esforzándonos por conseguir dinero para conseguir salir adelante. Puesto que el dinero es el motor de la economía, todos estamos constantemente buscando la manera de generar dinero para poder cubrir nuestras necesidades y sacar adelante a los nuestros, con lo que siempre estamos buscando la manera de generar “fluido económico” que luego se inserta a las tuberías para que REC pueda encender sus farolas o puedan tener calefacción en sus bases.

Para que no se pare nunca el sentimiento de “tengo que conseguir más dinero”, presente en los programas y arquetipos subconscientes de todos los seres humanos, el programa de “haz algo para obtener más recursos” está activo con una potencia increíble, mucho más que otros programas y, a través de ellos, se nos mantiene siempre en un estado de ansiedad inconsciente si vemos que no llegamos a fin de mes, que no tenemos recursos bastantes para esto o lo otro, que no podemos comprar algo, etc. Todo va unido, por decirlo así, a la orden inconsciente que tenemos programada de “genera más recursos económicos”, pues a REC le da igual lo que hagamos con el dinero, mientras este se mueva constantemente y circule por todo el entramado que hemos visto.

Entonces, ¿qué energía es la que nos lleva a hacer “lo que sea” para conseguir lo anterior? Es la energía del “esfuerzo”, que es una energía muy potente y que hace que, en pequeñas o grandes dosis, todos la pongamos en marcha cada vez que vamos a trabajar o hacer algo.

Así, lo que hicieron asimoss y compañía fue conectar los arquetipos mentales de “esfuerzo” con los arquetipos de “escasez y falta de” en nuestro IC y en nuestra programación, de manera que, para superar la falta de algo, es necesario esforzarse más (trabajar más, hacer más cosas, echarle más horas, etc.) y de ahí el refrán de “te ganarás el pan con el sudor de tu frente”.

Gracias a esta interconexión, la humanidad se afana por conseguir todo aquello que bloquee y frene la sensación de escasez, y se pone mucha energía para conseguir esto último, es decir, obtener “algo” que nos diga que “somos abundantes” (como cuando vamos a comprar y recibimos esa satisfacción inmediata por la compra realizada, que se desvanece rápidamente y volvemos a sentir la necesidad de comprar algo de nuevo. La satisfacción momentánea es el programa de “ok” de REC en nuestra psique por haber contribuido a mantener el flujo de energía en marcha).

Al conectar escasez con “conseguir dinero”, es como hacer que un motor pequeño (esfuerzo) mueva un motor más grande (huir de la escasez generando recursos económicos) que mueve un motor enorme (flujo económico) que va a parar a la estructura de REC.

Así, el proceso resumido sería el siguiente:

Programación en la psique de escasez y falta de recursos – activa miedo a no tener recursos para salir adelante – activa programas de esfuerzo por conseguir recursos – recursos está conectado a arquetipo y elemento “dinero” – programa de conseguir “dinero” – para conseguir “dinero” trabajamos duro y hacemos lo que sea necesario para salir adelante – al trabajar se generan transacciones económicas y financieras – al generar transacciones económicas se genera flujo económico en el plano 1.3, etérico y mental – esta energía se transmuta en energía usable por REC y el círculo vuelve a empezar constantemente.

En el siguiente y último artículo ya de esta serie trabajaremos algunos aspectos para eliminar este arquetipo de escasez de nuestra psique y sustituirlos por los de abundancia, rompiendo toda esta cadena energética que hemos visto y empoderando finalmente más nuestro control sobre nuestra propia realidad.


librosCurso online de desprogramación mental, sanación energética y estructura de la realidad – nivel 1

Este curso te adentra en la estructura y componentes que forman nuestra psique: las esferas mentales, la esfera de consciencia, el cuerpo mental, el patrón conductual, el programa ego, los centros de control, etc. Un curso para sanar, desprogramar y comprender el funcionamiento de los potenciales internos que posee el ser humano y el funcionamiento de nuestra realidad.