Encarnaciones simultáneas futuras

multiple

Una cosa muy interesante de analizar cuando vemos que una persona, a nivel de Yo Superior, avanza en su crecimiento gracias a la influencia de todas sus encarnaciones simultáneas, es el estudio de sus encarnaciones futuras, es decir, aquellas que, existiendo actualmente desde el punto de vista de nuestro YS, no han sucedido aún para nosotros en nuestra línea temporal actual, sino que “están” en nuestro “futuro”.

Encarnaciones repartidas en diferentes líneas temporales

No solo podemos preguntarle al YS de una persona si tiene una encarnación activa actualmente, por ejemplo, en el año 2050, sino si además la tiene en la misma línea temporal de la persona para la cual estamos leyendo o en otra distinta.

Como ya hemos comentado muchas veces, existen múltiples líneas temporales y realidades paralelas distintas, pero solo algunas se consideran “principales” a nivel de la humanidad en su conjunto, de forma que podemos decir que solo dos o tres de ellas co-existen fuertemente con nuestra línea actual y tienen un impacto global en la evolución del planeta, las otras se “enganchan” a estas líneas principales y se consideran realidades “adjuntas” o secundarias que siguen la tónica general de la línea principal.

Conectando con esas otras encarnaciones

Si, imaginemos, resulta que nuestro YS mantiene 8 encarnaciones activas que para nosotros no han nacido todavía, en la misma línea temporal en la que existimos ahora, resulta que con el ejercicio de “conectando con nuestro Yo Futuro” podríamos “ir” a preguntar a esa otra encarnación que pasó por ejemplo en el año 2020 en su “pasado”. Me explico.

Al igual que con este ejercicio que os decía podemos sintonizar con nuestro propio Yo Futuro (tu dentro de un año, 10 o 40), lo que podemos hacer es “sintonizar” con otra encarnación nuestra, que existe dentro de 30 o 100 años, y “preguntarle” (todo esto es una meditación, no una llamada de teléfono) por ejemplo que pasó en su “historia” cuando esta encarnación futura nuestra era “joven”.

Como estamos en la misma línea temporal de sucesos (de ahí que debamos conectar con una encarnación de nuestra propia “realidad” futura), podríamos traernos información sobre eventos clave que vayan a suceder (hayan sucedido), contando que luego nuestras decisiones y libre albedrío no nos va a desviar mucho de la línea temporal con la que hemos conectado de manera que entonces ya no “vivamos” aquello que se nos ha explicado, sino que lo viva otra versión de nosotros mismos.

Supongo que suena un poco a ciencia-ficción pero es realmente muy sencillo de hacer y puede ser muy útil. Yo tengo pendiente hacerlo, sé a través de mi YS a que encarnación debo “preguntar” y lo encuentro extremadamente fascinante si es que produce los resultados esperados. Tened en cuenta que estamos en un momento de cambio importante a nivel de “caminos” evolutivos, por lo que las grandes líneas temporales del planeta pueden cambiar hacia un lado u otro, y por tanto, yo, en estos momentos, podría terminar conectado o viviendo en una línea temporal diferente a la de la encarnación con la que actualmente estaría “ligado” en el tiempo futuro. Si eso sucede, simplemente tendría que comprobar si en la posible nueva “realidad” en la que me encuentre, existe alguna encarnación futura simultánea con la cual pueda conectar, y hacer de nuevo el ejercicio.

En fin, todo un comecocos para los amantes de la física cuántica, las realidades paralelas y los “viajes” (mentales) en el tiempo.

También te podría gustar...